• Fármacos quedaron a la orden del Ministerio de Salud para ser destruidos

Los constantes controles de carreteras que realizan los cuerpos policiales en la frontera norte permitió que la Fuerza Pública descubriera, oculto en el maletero de un autobús, un nuevo cargamento de fármacos.

La acción policial tuvo lugar el viernes en un puesto de control del cruce hacia Santa Cecilia de La Cruz, cuando personal de la delegación cantonal efectuaba revisiones de vehículos y personas que transitaban desde la frontera con Nicaragua hacia el interior del país.

Es por ello que, tras revisar un autobús procedente de Peñas Blancas, los oficiales descubrieron más de 600 unidades de diversos medicamentos.

Entre los fármacos decomisados se encuentran varios antibióticos, analgésicos y antihistamínicos.

Ante la evidente violación a la legislación sanitaria, además de tributaria, los medicamentos fueron decomisados y entregados a la oficina regional del Ministerio de Salud a fin de que se procediera a la destrucción de estos productos.

Lo anterior debido al potencial riesgo que esos fármacos representan para posibles consumidores, ya que ninguna autoridad garantiza que el etiquetado realmente corresponda al contenido, o que se haya transportado según las normas de salubridad vigentes en Costa Rica.

Además, en el caso de los antibióticos, su venta en territorio costarricense está sujeta a prescripción médica.

Por Franklin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.